Química Electro Gravitacional

El modelo atómico actual diseñado en la primera mitad del siglo XX ha causado y continúa causando enormes dificultades a quienes desean comprender la naturaleza.  Sobre él se ha edificado toda la física de partículas, la mecánica cuántica, que ha permitido la manipulación del átomo tal y como la conocemos a día de hoy.

Sin embargo, en mi opinión, este modelo atómico está impidiendo el desarrollo de la física y de la química y la unificación de los saberes. Pienso que además, y para mí esto es lo más grave, está obstaculizando la comprensión de los mecanismos de división celular. Resulta prácticamente imposible comprender qué son las enfermedades celulares, bacterianas y víricas sin saber qué son las cargas eléctricas, sin haber encontrado la conexión entre gravedad y electromagnetismo.

La ciencia actual considera que las cargas eléctricas son una propiedad de la materia. El átomo tiene en su interior electrones, con cargas negativas,  neutrones, con carga neutra, y electrones con carga negativa. Pero ¿y qué es un carga? ¿qué es una carga eléctrica? una carga eléctrica no es nada. El átomo no tiene en su interior subpartículas con cargas eléctricas. ¿Entonces qué es la electricidad? ¿a qué responden las fuerzas de atracción y de repulsión medidas y acreditadas?

Einstein varió el concepto tradicional de “fuerza” concebido por Newton al afirmar que la “fuerza” no existía en realidad, la atracción gravitatoria era debida a una curvatura del espacio. Einstein redujo la fuerza a geometría. Pero no pudo hacer lo mismo con las fuerzas eléctricas.

Nosotros pensamos que las “fuerzas eléctricas” son debidas también a las curvaturas gravitatorias. Es el entrelazamiento de al menos dos campos de gravedad el que origina en la intersección de ambos un campo eléctrico. Lo que ocurre es que el concepto de gravedad del que partimos es el de un campo que varía cíclicamente. El campo de gravedad, la curvatura gravitatoria no es es estática, se expande y se contrae cíclicamente.

Se podría alegar que hasta ahora no se ha acreditado una variación cíclica de los campos gravitatorios. Sin embargo pienso que sí que está acreditada, y puede deducirse de determinados fenómenos medidos y comprobados que no se están entendiendo por la ciencia desde la perspectiva correcta, o si se quiere, que se están entendiendo desde un punto de vista tradicional y limitado, como con una lente correctora mal graduada que deforma la visión de las cosas.

Las llamadas cargas eléctricas no son más que momentos de la variación de los campos de gravedad entrelazados. Es difícil, a veces es imposible, para alguien que tiene completamente asumido un modelo pensar en una perspectiva distinta. El cambio de perspectiva que aquí proponemos es muy pequeño, porque supone sacar fuera del átomo las llamadas “cargas”. Las “cargas positivas” corresponden con los campos de gravedad expandidos y las “cargas negativas” con los contraídos. Un protón es un campo de gravedad expandido, entrelazado con otros campo de gravedad expandido o contraído.

El entrelazamiento de los campos de gravedad asociados a cada materia es el que origina los llamados “enlaces químicos” y las llamadas “interacciones fundamentales de la naturaleza”. La ciencia está llamando con diferentes nombres a la misma realidad, según en el momento en que la mida o la parcela académica desde la que la estudie.

La llamada “nube de electrones” es el campo eléctrico ( y magnético) creado por el entrelazamiento de los campos de gravedad en su intersección física.

El Hidrogeno, con su protón único, deja de ser necesario para explicar la mayor parte de reacciones. Porque los protones no se ganan ni se pierden, ni tampoco se ganan ni se pierden los electrones. Lo único que existe son desplazamientos de los campos eléctricos creados, que varían la simetría o falta de simetría resultante.

Es este entrelazamiento el que explica la antimateria como una materia cuyo campo de gravedad varía con una fase opuesta a la del campo de gravedad correspondiente a la materia con la que está unida por el llamado “enlace químico” (que no es más que un campo eléctrico).

El problema de la unificación de la física es bastante sencillo. De hecho es tan sencillo que podría resolverlo un simple niño pensando por sí mismo y haciendo unos garabatos. Sólo hay que darse cuenta de que la gravedad es cíclicamente variable.  Y que dos campos de gravedad crean un campo eléctrico magnético en su intersección:

Electro_Gravitational_Forces_And_Interactions

Anuncios

Escribe tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s